Las ventajas de los suelos vinílicos

Ventajas que ofrecen los suelos de vinilo

¿Quieres realizar una reforma, pero aún no sabes qué tipo de suelo vas a instalar? Esta es una duda que surge en la mayoría de los casos ya que en el mercado podemos encontrar una infinidad de tipos de suelo.

Cada opción tiene sus propiedades, características y ventajas, además de aportar un aspecto estético que lo hace único. No es de extrañar que elegir el tipo de suelo sea una decisión tan difícil de tomar.

Antes de elegir un pavimento para nuestro suelo, lo importante es hacerlo teniendo en cuenta cuáles son sus ventajas y beneficios y si se ajustan a nuestras necesidades. Hoy queremos hablar sobre una de las opciones más populares en la actualidad por sus grandes prestaciones; se trata de los suelos vinílicos y estas son sus principales ventajas:

Duraderos y resistentes

Una de las principales ventajas que ofrecen los suelos vinílicos es que son muy resistentes y perduran en perfecto estado durante mucho más tiempo en comparación con otro tipo de materiales. Es un material que es resistente al agua, al desgaste por el tránsito de personas y las abrasiones. Esta ventaja hace que los suelos vinílicos puedan ser instalados tanto en interior como en exterior.

Este tipo de suelo suele ser muy popular para ser instalados en empresas y oficinas, locales comerciales, locales de restauración y en hoteles gracias a su elevada durabilidad. Como ya comentábamos, los suelos vinílicos son altamente resistentes a la humedad e incluso, antideslizantes, un punto positivo que hace que puedan ser instalados en estancias como baños, cocinas o zonas de lavado.

Su instalación es fácil y rápida de realizar

Otra ventaja de los suelos vinílicos es que son fáciles y rápidos de instalar por lo que incuso, sin conocimientos, podrás realizar la instalación de tu revestimiento de suelos. Solo debes seguir las instrucciones del fabricante y contar con las herramientas básicas para poder realizar la instalación.

Durante su instalación notarás que este material no genera ningún tipo de polvo por lo que no tendrás que preocuparte por realizar una limpieza profunda tras el montaje a diferencia de otros materiales como el parquet o la tarima.

Es un material que es fácil de sustituir

En el caso de algún accidente que dañe o rompa alguna zona de tu suelo vinílico, esta puede ser fácilmente sustituida por una nueva, y por lo tanto no deberás preocuparte por tener que cambiar el resto del pavimento ya colocado.

La sustitución es muy sencilla, solo bastará con retirar la lama dañada y colocar la nueva. Esta ventaja te permite no perder tiempo y ahorrar dinero en la reparación del suelo roto o dañado.

Mantenimiento y limpieza fácil de realizar

Esta es una de las ventajas mejores valoradas de los suelos vinílicos ya que al ser fáciles de limpiar permite ahorrar tiempo y esfuerzo. Su mantenimiento es muy sencillo, solo debes limpiar la superficie con un paño húmedo o una fregona.

Bonita estética

Podrás elegir entre una gran variedad de acabados, texturas y modelos de suelos vinílicos, lo que es una ventaja si buscas combinar tu suelo con el resto de la decoración. El aspecto estético de los suelos vinílicos los hace muy populares en la actualidad.

Son seguros

Los suelos vinílicos también son una opción perfecta para personas que sufren de alergias al polvo o a los ácaros o que sufren de asma. Gracias a su composición estos suelos también evitan que los hongos y las bacterias proliferen.

Más información

Las ventajas de los suelos vinílicos
5 (100%) 1 voto
Nosotros te llamamos

Déjanos tus datos y te llamaremos para resolver cualquier duda que tengas

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies
Call Now Button